domingo, 12 de diciembre de 2010

¡Bendita naturaleza!

El puente de la Constitución aproveché para cumplir uno de mis deseos.
Hacía tiempo que había oído hablar del Área recreativa Monte Pavón situada al norte de la isla de Gran Canaria y me apetecía mucho conocerla.
La subida la realicé por Hoya Pineda, Caideros, Fagajesto y Lomo el Palo, al llegar a esta última zona me tropecé con el primer grupo de ovejas, que descansaban tranquilamente.
Al llegar al área recreativa, la primera sorpresa fue el tremendo frío que hacía. No me lo podía creer, mientras en Las Palmas capital hacía un calor sofocante, en la zona norte de la isla por fin!!!! hacía frío.

Y otra sorpresa más ¿dónde estaba la gente? El merendero estaba casi desierto.



Bonitas vistas las que se pueden contemplar desde Monte Pavón, se ve hasta la Isleta.

Y otra sorpesa más......SETAS!!!!
Y de repente, un sonido muy familiar, los cencerros de las ovejas.
 Menudo paisaje!!!
Las lluvias de la semana pasada han puesto el campo precioso.


Y al fondo el majestuoso Teide!!!!
si es que me persigue ¿por qué será?

Unos corderitos la mar de graciosos que espero no vayan a parar a un caldero estas navidades.

Y es que había ovejas por todas partes!!!! aunque algunas hubieran preferido que fueran vacas!!!!

Y como dice el dicho...."en todas las familias siempre hay una oveja negra".

Y de regreso pa casa, decidí bajar por Montaña Alta, donde por fin, logré entrar en calor, después de un buen cafecito.